Asobares Cartagena rechaza los horarios propuestos por la alcaldía en diciembre

Las directivas de Asobares Cartagena han expresado un enérgico rechazo al borrador del decreto de medidas de seguridad y convivencia propuestas por la alcaldía para la temporada de Navidad, Fin de Año y Año Nuevo.

Alejandro Sarasti, miembro de la directiva de este gremio, se opuso a los horarios específicos propuestos para diferentes tipos de establecimientos nocturnos en la ciudad.

“Estas prohibiciones y restricciones traen como consecuencias la clandestinidad de las actividades que escapan de todo tipo de controles, inspecciones y la vigilancia por parte de las autoridades”.

Además, Sarasti resaltó que durante la temporada alta, la fuerza laboral de la industria se incrementa significativamente, generando un aumento del 40 al 50 por ciento en el empleo.

Sarasti subraya la importancia económica de la industria de bares y discotecas en Cartagena.

Atención estos serían los horarios de la rumba en Cartagena

El borrador del decreto propone horarios específicos para diferentes tipos de establecimientos desde la expedición del decreto hasta el 21 de enero de 2024.

Bares, gastrobares, discotecas, entre otros, tendrán un horario de 10 a.m. a 3 a.m., extendiéndose hasta las 4 a.m. en ciertas fechas. Casas de alquiler para eventos, salones de recepciones, y otros establecimientos tendrán un horario similar.

Restaurantes operarán desde las 5 a.m., pero la venta de bebidas alcohólicas será de 8 a.m. a 2 a.m., extendiéndose hasta las 4 a.m. en fechas específicas. Tiendas y licorerías tendrán horarios de venta de bebidas alcohólicas más restringidos, limitados hasta la 1 a.m. en fechas especiales.

El propietario o responsable de cualquier establecimiento que infrinja las restricciones será sujeto a medidas correctivas establecidas por la ley, sin perjuicio de otras sanciones aplicables. La directiva de Asobares Cartagena espera que las autoridades reconsideren estas restricciones en consulta con el gremio, buscando un equilibrio entre la seguridad pública y el funcionamiento normal de la industria nocturna.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *